30/11/08

Akira


Esta obra maestra del cine de animación japonés o anime, cumple esta semana veinte años, dos décadas en que cambió (sobre todo en occidente) la manera de ver la animación como algo no exclusivo para el público infantil, acercó el cómic japonés a un mundo dominado por Heidi y Marco, y revitalizó el ciberpunk para toda una nueva generación.
He de admitir que, en un principio no la entendí (era muy pequeño entonces) aunque me dejó fascinado su innegable preciosismo gráfico. Así que tuve que realizar el proceso clásico, leerme los mangas (en blanco y negro, como Otomo manda) y después, volver al film con el asombro perplejo de un primer visionado.
Pues si algo tienen la obra y posterior película es que, sus ritmos son muy distintos, tanto que parecen ser completamente distintas pese a compartir personajes y trama.
Me imagino que muchos la habréis visto ya, así que os recomiendo los cómics para, después, volver a verla con "nuevos ojos", "ojos evolucionados", "ojos de Tetsuo".


Visto en ZonaFandom.